30 diciembre 2008

Sólo cuatro retenes a lo largo de la Costa Grande de Guerrero


-          Mínimo el movimiento de tropas por la carretera Acapulco- Zihuatanejo

 

Desde La Unión hasta el puerto de Acapulco sólo hay instalados  cuatro retenes por parte de la Armada de México y el Ejército Mexicano, mientras que las movilizaciones de unidades militares son mínimas en la zona.

     El primer retén se encuentra instalado en La Unión, poco antes del crucero de Troncones. Ahí aproximadamente 20 efectivos de la Armada de México revisan vehículos y camiones sospenchosos.

     El crucero a Ciudad Altamirano, así como el acceso y salida de Ixtapa- Zihuatanejo no presenta vigilancia militar o policiaca.

     El segundo retén se ubica en Los Achotes, en Coyuquilla Sur, un número igual de marinos con chalecos antibalas y rifles de uso exclusivo vigilan el tránsito vehicular y supervisan vehículos sospechosos.

     Un retén aún más reforzado se encuentra  poco después de Petatlán. Ahí se apreciaron por lo menos 100 elementos también de la Armada de México, incluso se pudo observar a oficiales de mayor rango.

      El último retén se ubica en el poblado de El Embarcadero y este se encuentra de manera permanente, ya que incluso hay una caseta instalada en medio de la carretera y se sabe que permanece de manera indistinta.

      En toda la carretera sólo se pudo apreciar el movimiento de dos unidades del Ejército Mexicano con dirección Acapulco- Ixtapa. Ambas unidades militares viajaban a bordo de camiones habilitados para ello. Los soldados viajaban cubiertos del rostro y los vehículos estaban artillados.

     Fuera de ello, no ha trascendido operativo especial alguno o una mayor movilización de soldados del Ejército Mexicano. Incluso en momentos de mayor alerta se han establecido hasta seis o siete retenes a lo largo de la carretera, lo cual no sucedió ahora.

     Al parecer luego de las detenciones en Zihuatanejo y una serie de cateos llevados a cabo por militares en la zona Centro del estado este lunes y martes, tras el homicidio de ocho efectivos del Ejército, la presencia de la milicia se mantiene discreta en el estado de Guerrero.


--
Juan José Belmonte Torres

No hay comentarios.:

Publicar un comentario