Cierra Zeferino con cerca de cien mil

Soplarán vientos en el sur del país, señala, luego de fijar como meta un mínimo de un millón de votos

+ López Obrador señala que así como en el Distrito Federal, con un gobierno perredista se puede lograr un crecimiento y mayores empleos.
.

Acapulco, Gro., 30 enero.- Cerca de cien mil personas, provenientes de las siete regiones del estado participaron en la marcha previa al cierre de campaña del candidato a gobernador de la coalición Partido de la Revolución Democrática (PRD), Convergencia y Partido de la Revolución del Sur (PRS), Zeferino Torreblanca Galindo.
Acompañado del jefe de Gobierno del Distrito Federal, Andrés Manuel López Obrador, del dirigente nacional del PRD, Leonel Godoy Rangel, el candidato de la coalición “Guerrero será Mejor” aseguró que en el sur del país soplarán otros vientos a partir del próximo siete de febrero.
Desde la noche de ayer, cientos de camiones comenzaron a estacionarse a los costados de las principales avenidas del puerto, que hoy en la mañana se vistieron de amarillo con pasa calles y banderines que portaban miles de familias que comenzaron a congregarse en el parque Papagayo.
Justo cuando el sol estaba en lo más alto del cielo, llegó el candidato a la gubernatura acompañado del Jefe de Gobierno así como senadores y diputados federales y locales.
Algunos de los grandes ausentes fueron el líder moral del PRD, Cuauhtémoc Cárdenas Solórzano y el dirigente nacional de Convergencia, Dante Delgado Ranauro.
A los pocos minutos la mancha amarilla comenzó a movilizarse por los seis carriles de la avenida Cuauhtémoc. Mezclados en el contingente se encontraban caballos, jinetes y un numeroso grupo de motociclistas acompañando al exsenador guerrerense Félix Salgado Macedonio.
Un bimotor cruzó los cielos acompañando el recorrido con un banderín de 10 metros con el nombre del candidato de la coalición “Guerrero será Mejor”. Mientras, por tierra, la ola amarilla inundó al zócalo porteño.
Candidato, y dirigencias nacional y estatal en pleno del PRD subió al templete de 15 metros cuadrados aproximadamente que se instaló frente al zócalo de Acapulco y bloqueó completamente la mitad de la Costera Miguel Alemán.
Los contingentes dieron vuelta a la Cuauhtémoc y se siguieron hasta la Terminal Marítima ubicada a aproximadamente cien metros del zócalo porteño.
Ahí, el candidato a gobernador por la coalición “Guerrero será Mejor”, Zeferino Torreblanca Galindo agradeció la presencia de las dirigencias nacionales y estatales del PRD, PC y PRS, en especial, del jefe de Gobierno Andrés Manuel López Obrador y de su esposa Gala Martin e hijas, Gala y Tatiana.
Durante tres años, el matrimonio vivió separado, elemento que aprovecharon los candidatos opositores durante la campaña para fustigar al candidato perredista por su “falta de valores morales”.
“Que sepan desde aquí, que en el sur del estado del país van a soplar otros vientos, no queremos regresar a las épocas duras. Este próximo siete de febrero vamos a empezar un nuevo amanecer, este 7 de febrero vamos a conquistar un Guerrero con mayor justicia”, aseveró.
Torreblanca Galindo aseguró que hará una política que permita devolver la credibilidad en los gobernantes y consolidar el seis de febrero, día de las elecciones, el proyecto político que será la esperanza de un pueblo.
Al hacer eco a las palabras de López Obrador, quien minutos antes había dado su discurso, el candidato a la gubernatura llamó a los ahí presentes a cerrar filas.
A los militantes del PRI y de partidos opositores, les dijo que la “cobija rala” que le dejarán, “también los va a cubrir” y rechazó a los corruptos y bandidos que “han provocado caos en Guerrero”.
Llamó a sus seguidores a levantarse temprano el día de las elecciones y así demostrar que Guerrero es “maestro de la política” y en la noche invitó a celebrar el triunfo en plazas y calles pues “ya se van a los que les vamos a tocar las golondrinas”.
“Ya se va a acabar en Guerrero una larga noche y vamos tener un amanecer distinto, con brillo, con resplandor y se acabará esa larga noche en Guerrero para empezar una nueva página en la historia de trabajo y de justicia.
Torreblanca Galindo aseguró que en los dos años que lleva de campaña “he reafirmado mi plena vocación y convicción política, he reafirmado mis principios y valores he reafirmado mis ideales y mis sueños.”
Aseguró que lo más gran que tiene Guerrero es su capital humano, quienes tienen un claro propósito y deseo de comenzar otra etapa en el estado, “una etapa de justicia, desarrollo concordia y de sacar a Guerrero de la cola del desarrollo.”
“Ya no queremos seguir de rodillas los que hemos luchado a brazo partido por la vía de la democracia”, aseguró el también exalcalde de Acapulco y actual diputado federal.
El candidato perredista señaló que un nuevo Guerrero va a empezar a surgir de las páginas del cacicquismo, pues el pueblo de Guerrero quiere otras condiciones
Visiblemente emocionado, el candidato de la coalición “Guerrero será Mejor” invitó a fijarse como meta un millón de votos, “que llenen las urnas de Guerrero”.
Los discursos se prolongaron por más de una hora, mezclando aclamaciones al candidato con llamados a votar y a defender los votos, así como mensajes que implícitos llevaban propuestas de gobierno de los mismos candidatos.
En su turno, el Jefe de Gobierno del Distrito Federal, Andrés Manuel López Obrador manifestó su respaldo a Torreblanca Galindo “próximo gobernador de nuestro estado”.
Dijo conocer la historia del país, sus regiones, los estados de la República Mexicana y así, “puedo afirmar de manera categórica que ningún pueblo de México es tan luchador como el pueblo de Guerrero”.
“Hace cerca de 200 años en este estado, José María Morelos dijo una frase memorable en los Sentimientos de la Nación, planteó que debía moderarse la indigencia, la opulencia y eso es lo que se debe hacer hoy en día en todo el país y principalmente en Guerrero”, afirmó López Obrador,
Aseguró que Zeferino Torreblanca presenta un proyecto distinto para Guerrero, “un proyecto donde se haga justicia al pobre, al humillado, se haga justicia al desposeído”.
Dijo que así como en el Distrito Federal y en otros estados, con el gobierno del PRD se puede lograr el crecimiento económico y el empleo, pero también “se puede lograr que haya justicia. Es lo que yo pido para este pueblo luchador del estado de Guerrero, finalizó.
En su turno, el presidente del Comité Ejecutivo Nacional del PRD, Leonel Godoy Rangel, le dijo al candidato que la representación electoral “está óptima, está al cien por ciento para resguardar esos miles y miles de votos que el pueblo de Guerrero va a depositar a tu favor el próximo seis de febrero”.
Godoy Rangel dijo a los ahí presentes, que tienen el destino de Guerrero en sus manos, “la soberanía popular radica en el pueblo y el pueblo en Guerrero ha decidido que Zeferino Torreblanca Galindo debe de ser su gobernador y se debe de acatar el próximo 6 de febrero.”
El sol no hizo mella en los seguidores del candidato perredista, quienes una hora después permanecían congregados en el templete impidiendo que el candidato Torreblanca Galindo descendiera y se retirara del lugar.
Desde las 11 de la mañana grupos musicales comenzaron a amenizar el ambiente que se prolongó hasta las 3 de la tarde cuando, cansados y pletóricos de emoción, ante los resultados obtenidos, la marea amarilla descendió y el puerto de Acapulco regresó a la normalidad.

Entradas más populares de este blog

Asesina modelo a pintor Antonio Ramos Barbosa

Reubicarán a afectados por inundaciones en Acapulco

Los Aguirre Herrera celebran 31 años de bien casados y mejor unidos